Escuelapedia.com Ciencias Virus del SIDA

Avisos google

Virus del SIDA

El virus del SIDA

El acrónimo SIDA significa Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida. El virus del SIDA es conocido como VIH y puede encontrarse en la sangre, semen, secreciones vaginales y leche materna de las personas infectadas por el virus. Los objetos contaminados por sustancias mencionadas, también pueden transmitir el VIH si hay contacto directo con la sangre de una persona.

Después de la infección, la enfermedad puede tomar hasta 10 años en manifestarse. Por lo tanto, la persona puede tener el virus del VIH en su cuerpo, pero todavía no tener desarrollada la enfermedad del SIDA. Para desarrollar el SIDA, el VIH comienza un proceso de destrucción de glóbulos blancos en el cuerpo de la persona enferma. Estos glóbulos blancos son parte del sistema inmune (de defensa) de los seres humanos, sin ellos, el paciente está desprotegido y varias infecciones oportunistas pueden aparecer y complicar la salud de la persona. La persona que lleva el virus del VIH, incluso no habiendo desarrollado la enfermedad puede transmitirla.

Formas de contagio

El virus del VIH se transmite en varias formas. Dado que el virus está presente en sangre, semen, secreciones vaginales y leche materna, todas las formas de contacto con estas sustancias pueden generar un contagio. Las principales formas detectadas hasta la fecha son: transfusión de sangre, relaciones sexuales sin condón, compartir agujas y objetos punzantes que puedan contener rastros de sangre. El virus también puede ser trasmitido al niño durante el embarazo o la lactancia.

Principales síntomas del SIDA

Como ya hemos dicho, un portador del virus del SIDA puede tardar hasta 10 años sin desarrollar la enfermedad y presentar sus principales síntomas. Esto sucede porque el VIH está en estado de hibernación y es controlado por el sistema inmunitario del individuo. Cuando el sistema inmunológico comienza a ser atacado por los virus más intensamente, empiezan a surgir los primeros síntomas. Los principales son: fiebre alta, diarrea, crecimiento constante de los ganglios linfáticos, erupciones de piel y pérdida de peso.

Cuando la resistencia comienza a caer aún más, varias enfermedades oportunistas comienzan a aparecer, entre ellas: neumonía, algunos tipos de cáncer, problemas neurológicos, pérdida de memoria, problemas de coordinación motora, sarcoma de Kaposi (cáncer que provoca lesiones en la piel, del intestino y el estómago). Si no se trata rápida y adecuadamente, estas enfermedades pueden causar la muerte del sujeto.

Formas de prevención

La prevención se realiza evitando todas las formas de contagio antes mencionadas. Con respecto a la transmisión por contacto sexual, la forma más apropiada es el uso correcto del condón durante las relaciones sexuales. En la actualidad, existen dos tipos de preservativos, también conocido como condones: el masculino y el femenino. Otra forma es usar jeringas y agujas desechables en todos los procedimientos médicos. Instrumentos afilados que entran en contacto con la sangre deben ser esterilizados debidamente antes de su uso. En transfusiones de sangre, debe existir un riguroso sistema de prueba para detectar la presencia del VIH, para que el virus no sea transmitido a una persona saludable.

Tratamiento

Desafortunadamente la medicina todavía no ha encontrado una cura definitiva para el SIDA. Lo que tenemos hoy son medicamentos que permiten el control de virus en la persona sobre la enfermedad. Estos medicamentos mejoran la calidad de vida del paciente, aumentando las probabilidades de supervivencia. La medicina actualmente más utilizada es el AZT. (zidovudina) que es un bloqueador de la transcriptasa reversa. La función principal de la AZT es impedir la reproducción del virus del SIDA todavía en su fase inicial. Otros medicamentos utilizados en el tratamiento del SIDA son: DDI (didanosina), DDC (zalcitabina), 3TC (lamividina) y D4T (estavudina). Aunque eficaz en el control del virus, estos medicamentos pueden causar efectos secundarios significativos en los riñones, hígado y sistema inmunológico de los pacientes.

Científicos de todo el mundo están trabajando en el desarrollo de una vacuna contra el SIDA. Sin embargo, hay una gran dificultad, porque el VIH tiene una capacidad de mutación muy grande, entorpeciendo el trabajo de los científicos en el desarrollo de vacunas.

¿Sabía usted?

El día 1 de diciembre se marca el día mundial de lucha contra el SIDA.

Datos sobre el articulo
Redacción
Opiniones del artículo
Recomendado