¿Qué hacer con los presidiarios?

Las cárceles actuales en numerosos países son exorbitantemente ocupadas; en este caso, una solución como la producción de nuevas cárceles y la profesionalización de personas relacionadas con las medidas de seguridad sería lo ideal.

Cabe mencionar que el índice de personas que son presas y vuelven a cometer un delito sigue siendo alto y, por tanto, lo correcto sería la privatización de prisiones para que los presos puedan mantener un trabajo y pagar su lugar ocupado en la cárcel, alimentación, higiene, condiciones favorables a su permanencia, entre otros.

Para disminuir el crimen en sí se requeriría inversiones en las tres bases de la sociedad: la educación, la salud y la seguridad, pues individuos debidamente alfabetizados tenderán a cometer menos crímenes.

En resumen, hay varios factores que influyen en la delincuencia, y en consecuencia, hay varias formas de resolver estos problemas. Obviamente sería necesaria una asamblea con personas cualificadas para resolver esas cuestiones en la práctica.

— 186 visualizaciones.

5 Comentarios ¿Por qué la agricultura representó una de las mayores revoluciones culturales de la historia?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *