Avisos google

Minicuento

minicuento

Minicuento o microcuento es una especie de cuento muy pequeño, producción esta que se ha ligado al minimalismo. Aunque la teoría de la literatura todavía no reconoce al minicuento como un género literario independiente, queda evidente que las características de lo que llamamos minicuento son diferentes de las de un cuento pequeño. En el minicuento resulta más importante sugerir que mostrar, dejando al lector rellenar los vacíos, las elipses narrativas, y entender la historia por detrás de la historia.

El guatemalteco Augusto Monterroso (1921-2003) es nombrado como el autor de la ficción más famoso de minicuentos habiendo escrito más de una treintena de ellos como El grillo maestro, El mono que quiso ser escritor satírico, El mundo, El paraíso imperfecto, El perro que deseaba ser un ser humano y otros.

El número de letras es importante pero no rígido, generalmente siendo asignado por los autores u organizadores de determinada antología, y naturalmente divulgados en la mismo.

Una de las definiciones de microcuento establece el límite en 150 caracteres (incluyendo letras, espacios y puntuación) para permitir su envío vía SMS, por el móvil, evidenciando una de las características del microtexto, que es su conexión con las nuevas tecnologías de información y comunicación.

Características del microcuento

  • Concisión.
  • Narración (muchos de estos comentarios son, de hecho, oratorios).
  • Totalidad (un minicuento no es una línea argumental).
  • Subtexto.
  • Ausencia de descripción.

La reducción extrema de una historia que encaje en un tweet (mensaje de texto en la red social Twitter) no es algo nuevo, aunque encontró en Internet una nueva forma de expandir la producción. En los medios impresos siempre hubo un límite para lo que puede ser escrito. En un libro, el enredo puede extenderse por infinitas páginas, aunque en un periódico o revista posee una cantidad exacta de caracteres. Con Twiter, que limita los mensajes personales para apenas 140 caracteres, los escritores de ficción también se adaptan para definir la narrativa.

En este género, los personajes son generalmente planos, puesto que no hay espacio para profundizar en ellos, la descripción del personaje es esencial para la historia. De igual forma, tampoco es posible encontrar diversas funciones de la narrativa de Vladimir Propp, la narración es hecha dentro de una o dos funciones y no siempre termina con una conclusión. Podemos encontrar, entonces, una situación de prohibición y transgresión o un combate sin que se haya deshecho. Eso deja al lector con la voluntad de rellenar esos espacios en blanco de la narrativa de forma que su imaginación continúe o reinterprete la historia.

Autores

En España y en América, las referencias clásicas de este tipo son: Juan José Arreola, Dalton Trevisan, João Gilberto Noll, Augusto Monterroso, Grupo Casa Verde, Ramon Gómez de la Serna, Santiago Eximeno, José Luis Zarate, Alejandro Córdoba Sosa, entre otros.

En la literatura francesa, los autores de micronouvelles son Jacques Jacques Fuentealba, Vincent Bastin, Stéphane Bataillon e Laurent Berthiaume. Están fuertemente influenciados por la microficción en español.

En alemán, la Kürzestgeschichten está influenciada por Bertolt Brecht y Franz Kafka. Los principales autores fueron Peter Bichsel, Heimito von Doderer, Helmut Heißenbüttel y Günter Kunert.

Recomendado