Avisos google

Los protozoos

Los protozoos

En la clasificación de los seres vivos en cinco reinos, protozoos y algas pertenecen al Reino Protoctista o Protista. Se considera un grupo artificial, ya que el origen de sus representantes no es único, es decir, no parte de un mismo antepasado.

Los protozoos, a pesar de también ser unicelulares, como las bacterias, son eucariotas. Esos organismos viven, generalmente, en agua dulce, pero también son encontrados en agua salada, regiones de lodo y suelo húmedo; y algunos son parásitos como el Trypanosoma cruzi, causante de la enfermedad de Chagas.

Son heterótrofos, utilizando el fagosoma – se convierte en una vacuola digestiva – para la digestión intracelular. Además, algunos tienen vacuolas contráctiles, ayudando en la expulsión de exceso de agua acumulada dentro del individuo.

La mayoría de los representantes de ese grupo tienen respiración aeróbica, absorbiendo oxígeno por difusión. Dependiendo de las condiciones ambientales, algunos protozoarios pueden formar cistos, retomando su conformación original en condiciones favorables.

En cuanto a la reproducción, puede dar lugar a nuevos individuos a partir de división binaria o múltiple. En este, el núcleo se multiplica varias veces y entonces la célula se divide en varios otros. Sexualmente, puede reproducirse por conjugación. Algunas especies también presentan alternancia de generaciones.

Estos organismos también descienden de diferentes linajes ancestrales y por lo tanto la clasificación de sus representantes es aún controversial. Una propuesta para la enseñanza de las ciencias y de la biología, hasta segundo orden, es la siguiente:

  • Ameboides: individuos que se desplazan por seudópodos. Algunos poseen esas estructuras bastantes afiladas, sostenidas por un eje central, que hacen con que el protozoo asuma ‘forma de sol’.
  • Esporozoarios: parásitos, dotados de complejo apical en al menos una etapa de sus vidas. No poseen estructuras de desplazamiento.
  • Ciliados: poseen cilios como estructura de locomoción y que, en ocasiones, también ayudan en la alimentación. La mayoría son de vida libre.
  • Flagelados: se mueven u obtienen alimento a través de flagelos. Algunos son acuáticos y otros parásitos.
  • Foraminíferos: tienen la capa externa generalmente formada por carbonato de calcio. La mayoría son marinos.
Recomendado