Escuelapedia.com Historia La Revolución Neolítica

Avisos google

La Revolución Neolítica

Revolucion Neolitica
Durante el período Paleolítico, el hombre desarrolló una serie de habilidades físicas y técnicas para mejorar su vida en la tierra. Sin embargo, el aspecto rústico de estos instrumentos le permitió realizar un campo muy limitado de intervenciones en la naturaleza. En general, el individuo de este período histórico aseguró su supervivencia por la recogida de alimentos ofrecidos por la naturaleza o realizando otras actividades, tales como la pesca y la caza.

En un momento en que alguna alteración climática o agotamiento de recursos inviabilizase su existencia, nuestros ancestros paleolíticos se desplazaron en el territorio en busca de un lugar que ofreciese mejores condiciones. De esa forma, podemos garantizar que la vida nómada fue una de las más importantes características que marcaron la vida humana hasta aquel momento. Sin embargo, estando en constante cambio, ese hombre transformó su modo de vida con la llegada del periodo neolítico.

El fin de la última era glacial transformó las condiciones climáticas en sus más variados aspectos. La disminución de temperaturas provocó la formación de un clima templado en gran parte del continente europeo. El norte de África se transformó en una región árida y la región del Sáhara sufrió un gran proceso de desertificación de sus tierras. En medio a esos cambios, hombres y animales fueron obligados a desplazarse a varias regiones en busca de agua y vegetación.

Cuando llegamos a la entrada de la edad neolítica, hace unos 10.000 años, los seres humanos ya existentes acumulan una variada gama de saberes adoptados gracias a su capacidad de razonamiento. Con el tiempo, ya sabían distinguir cuales tipos de fuente de alimento eran propias para su consumo. Además, construyeron pequeñas embarcaciones y crearon utensilios más resistentes de aquellos que fueron inicialmente desarrollados.

Fue en este contexto, una profunda transformación empezó a desarrollarse en la vida cotidiana del hombre prehistórico. La observancia de la propia naturaleza permitió que las primeras técnicas de cultivo agrícola fuesen pioneramente planteadas. Con eso, la garantía del alimento se hacía cada vez más accesible y la constante necesidad de migraciones se hizo cada vez menor; es decir, el hombre pudo asentarse de manera fija en lugares específicos. Esa transformación, que se extendió durante los siguientes 6.000 años, daría lugar a la llamada revolución neolítica.

Según lo indicado por algunos eruditos, esa transformación, también conocida como la revolución agrícola, primera ocurrió en la región del llamado Creciente Fértil, amplia franja de tierras que abarcaba desde el Río Nilo hasta el lugar donde se encuentran los ríos Tigris y Éufrates, lugar donde hoy identificamos a Siria e Irak. Con el paso de los siglos, el florecimiento de esas técnicas agrícolas y la sedentarización permitieron una dieta alimentaria más rica y un expresivo crecimiento de los grupos humanos.

Datos sobre el articulo
Redacción
Opiniones del artículo
Recomendado