Escuelapedia.com Ciencias La desertificación

Avisos google

La desertificación

La desertificacion

La desertificación se define como un proceso de destrucción del potencial productivo de la tierra por la presión ejercida por las actividades humanas sobre los ecosistemas frágiles, cuya capacidad de regeneración es baja.

La ONU clasifica solamente el daño de las zonas de ocurrencia de desertificación ubicadas en regiones de clima semiárido, árido y subhúmedo seco. Este proceso genera tres tipos de impactos: ambientales, sociales y económicos.

El problema de la desertificación ha atraído la atención de la comunidad científica desde hace 80 años, sin embargo, sólo en los últimos diez años se ha indicado como un grave problema medioambiental debido a su impacto social y económico, ya que el proceso ocurre más marcadamente en las zonas correspondientes a los países subdesarrollados. Por otra parte, la pérdida de tierras de cultivo se ha incrementado significativamente, lo cual agrava la situación de sus economías.

Es importante destacar, sin embargo, que el proceso de la desertificación también se ha ganado a partir de un intenso proceso de degradación de la tierra que se produjo en los estados de Oklahoma, Kansas, Nuevo México y Colorado. Este proceso llevó a estas zonas a una pérdida progresiva de los cultivos y las condiciones de desprendimiento de suelo. En estas áreas el clima es semiárido, por lo que los científicos ahora pasan a clasificar el problema como desertificación.

Desde entonces, los científicos han estado siguiendo este fenómeno desarrollado en las zonas donde el clima es semiárido, especialmente en aquellos con sequías periódicas, ya que estas áreas se vuelven susceptibles a procesos de desertificación por sus propias características físicas de los suelos que son poco profundos, ácidos o salados, con poca vegetación.

En los años 70, en Sahel, al sur del Sahara en África, hubo una gran sequía, lo que junto con el debilitamiento del suelo, hizo imposible la agricultura, dejando morir de hambre a 500.000 personas. Después de esta catástrofe, se celebró en Nairobi, Kenia, la Convención Internacional de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación.

En esta conferencia fue creado un programa de acciones encaminadas a aplicar la acción internacional para combatir el proceso de desertificación en el mundo. Se elaboró el Plan de Acción para la Lucha contra la Desertificación, con objetivos de ámbito mundial. Sin embargo, se realizaron evaluaciones del plan y más tarde se concluyó que los resultados fueron deficientes. Muchos países no se comprometieron con el plan y nada efectivamente pudo frenar el proceso en los territorios.

Programa 21

La situación empeoró, sobre todo en los países subdesarrollados, y continuó el debate en la comunidad científica y las Naciones Unidas a lo largo de la década de 1980. En 1992, la ECO-92, celebrada en Río de Janeiro, se consolidó por orden de un documento llamado Agenda 21, que, en su capítulo 12, se refiere al fenómeno de la desertificación como “la degradación de tierras en zonas áridas, semiáridas y subhúmedas secas, resultante de diversos factores, entre ellos la variabilidad del clima y las actividades humanas”. Por la degradación de las tierras se entiende la degradación de la tierra, los recursos hídricos, la vegetación y la calidad de vida de las poblaciones afectadas.

Causas de la desertificación

En general, como causas de la desertificación pueden ser identificados:

  • El uso excesivo o el uso inadecuado de la tierra.
  • La deforestación.
  • Utilizar técnicas agrícolas inadecuadas, como el monocultivo.
  • La explotación incontrolada de los ecosistemas frágiles.
  • Los incendios.
  • La minería.
  • El uso excesivo de plaguicidas.
  • La contaminación.
  • La sequía.

Además de los factores antes mencionados, causados por el hombre, existe un fenómeno climático llamado El Niño, que contribuye al deterioro del proceso de desertificación. Sobrecarga las zonas semiáridas, con largas sequías y posteriormente provoca inundaciones con lluvias intensas. Ese factor, sin embargo, es controvertido porque muchos científicos creen que la desertificación afecta a los cambios climáticos, como las precipitaciones.

En la actualidad, varios países muestran signos de la desertificación en sus territorios, como los Estados Unidos, Sudáfrica, Australia y Brasil, por ejemplo.

Consecuencias de la desertificación

  • Reducción de las áreas cultivadas.
  • Disminución de la productividad agrícola en las zonas afectadas.
  • Reducción de los recursos hídricos.
  • El aumento de la contaminación del agua.
  • Aumento de las inundaciones.
  • Aumento de la arena en las zonas afectadas.
  • La destrucción de la fauna y la flora.

Estas situaciones están relacionadas con el tema ambiental, sin embargo debemos recordar que también existen los impactos de orden social y económico en las zonas afectadas como:

  • La migración incontrolada a las zonas urbanas.
  • Éxodo familiar.
  • Crecimiento de la pobreza.
  • Aumento de la enfermedad debido a la falta de agua potable y la malnutrición.
  • Pérdida de potencial agrícola.
  • Pérdidas económicas.

Sin embargo, cabe señalar que el proceso de la desertificación se puede controlar, prevenir e incluso revertir, desde que haya participación del gobierno, ofreciendo asistencia técnica en el manejo de estas áreas y fomentando la preservación del medio ambiente. Cuando el proceso de desertificación ya se ha desarrollado la inversión necesaria para su contención, pero el costo es del orden de miles de millones de dólares.

Contenidos recomendados
Recomendado