Avisos google

Hemoglobina

Hemoglobina

La hemoglobina es una proteína que se encuentra en los glóbulos rojos o eritrocitos, cuya función principal es transportar el oxígeno desde los pulmones a todos los tejidos del cuerpo. Es la hemoglobina responsable de dar color rojo a los glóbulos rojos.

Estructura molecular de la hemoglobina

La hemoglobina se compone de un pigmento que contiene hierro en su interior, mantenido en estado ferroso, y una proteína llamada globina, formada por dos pares de cadenas de polipéptidos que se diferencian entre sí en la secuencia de los aminoácidos que las constituyen.

Estas cadenas – α (alfa), β (beta), γ (gamma), δ (delta) v (epsilon), y ζ (zeta) – se producen en diferentes etapas de desarrollo (embrionario, fetal y después del nacimiento). Las combinaciones de los diferentes tipos de cadenas resultan en moléculas de hemoglobinas diferentes.

El hierro presente en la hemoglobina es responsable de la captación de oxígeno, ya que el mineral se une al oxígeno con facilidad.

La hemoglobina anormal más conocida es la HbS, un tipo de heoglobinopatía, responsable por la anemia falciforme.

Transporte de oxígeno por la hemoglobina

La hemoglobina puede unirse al oxígeno y/o dióxido de carbono. La concentración de oxígeno y dióxido de carbono, además del pH, determinan la cantidad de oxígeno unido a la hemoglobina. El transporte de estos gases funciona de la siguiente manera:

  • La hemoglobina de los glóbulos rojos que entran en los pulmones está asociada al dióxido de carbono;
  • Como en los pulmones la concentración de oxígeno es alta y la de dióxido de carbono es baja, la hemoglobina se asocia al oxígeno y libera el dióxido de carbono;
  • La hemoglobina sale del el corazón y llega a través del torrente sanguíneo a los músculos;
  • Debido al metabolismo, la concentración de dióxido de carbono en el músculo es alta y la concentración de oxígeno es baja;
  • La hemoglobina se une entonces al dióxido de carbono y libera oxígeno;
  • Las células rojas vuelven nuevamente a los pulmones, repitiendo el ciclo.

Durante el ejercicio, el músculo produce ácidos (iones de hidrógeno y ácido láctico) que dejan el pH más bajo de lo normal. El pH ácido disminuye la atracción entre el oxígeno y la hemoglobina, produciendo una liberación de oxígeno por encima de los niveles normales, lo que aumenta la oxigenación del músculo.

image_pdfimage_print
Datos sobre el articulo
Redacción
Opiniones del artículo
Otras materias disponibles
Contenidos recomendados
Recomendado