Saltar al contenido

El satiricón

El Satiricon

El Satiricón es una obra de la literatura latina escrita por el prosista romano Petronio, escrito probablemente alrededor del año 60 d.C. Es considerada una de las obras más importantes de la literatura mundial.

De esta sátira notable de los tiempos del emperador Nerón perduran apenas fragmentos, de los cuales el más significativo es el afamado banquete de Trimalción, donde se hacen descripciones detalladas de una cena lujosa, extravagante y decadente ofrecida por lo que podría llamarse un nuevo rico romano.

El Satiricón es una de las más antiguas novelas conocidas. Se puede considerar una sátira, una gran crítica de costumbres y política en la antigua Roma. Los episodios narrados están en sintonía híbrida, es decir, pasajes cómicos son intercalados con otros trágicos de forma natural y armónica. El narrador parte del retrato puramente de burla de la cena para narrar una desgracia, articulándose por medio de expresiones solemnes, artificios retóricos, de la misma forma que presentan palabras del idioma popular, a veces excesivamente vulgares para la época. Pasajes maliciosos son descritos por un fantástico dominio del arte retórico por parte de su protagonista narrador-personaje que se mantiene al mismo tiempo reacio a la retórica.

Crónica picaresca de la vida cotidiana de la Roma Imperial en el momento de su mayor fausto económico, que coincide con los excesos de la liberalidad de costumbres y la decadencia cultural y política. Ni siquiera por su forma fragmentada la obra perdió su fuerza plástica y encanto literario, fascinando a sucesivas generaciones de escritores e historiadores, desde Tácito hasta Boccaccio, de Proust a Nietzsche.

La trama se centra en las aventuras de Encolpio y su bello amante adolescente Gitón por el sur de Italia, en las inmediaciones de Pompeya y Nápoles. Encolpio, joven estudiante bisexual, profana el culto de Príapo, incitando su ira. Príapo lo castiga inspirándole unos celos enfermizos y una intermitente impotencia sexual. Encolpio conoce a Gitón, un adolescente afeminado y voluble, por quien se enamora. Aunque tengan intención de expiar la ofensa al dios, los dos cometen excesos y pequeños golpes en sus andanzas por el mundo romano, envolviéndose en triángulos amorosos, en un ambiente de vagabundos, sacerdotisas y ricos groseros, obsesionados con el sexo y el prestigio.

Escribe el primer comentario

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    Más contenidos

    Síguenos en Facebook