Escuelapedia.com Historia El poder en el feudalismo

Avisos google

El poder en el feudalismo

El poder en el feudalismo (850x638)

En el mundo feudal no existió una estructura de poder centralizada. En este periodo, no existe la noción de Estado, ni siquiera de una nación unificada. Por tanto, consideramos el poder como localizado, es decir, existente en cada feudo. A pesar de la autonomía de la que gozaba la administración de justicia en cada feudo, existían dos limitadores del poder señorial. El primero es el propio orden de vasallaje, donde el vasallo debe fidelidad a su soberano; el segundo era la influencia intermediaria de la Iglesia Católica, única institución centralizada y de gran poder, que dictaba las normas de comportamiento social en la época, haciendo que las leyes se adaptasen a las costumbres y a las ‘exigencias de Dios’.

De esa forma, la vida feudal casi no poseía variación de un feudo para otro, ni influencia de unas tierras señoriales sobre otras. Es importante visualizar la figura del rey durante el feudalismo, como soberano mayor, sin embargo, sin poder efectivo en la práctica debido a la propia relación de soberanía y la tendencia a la autosuficiencia económica donde no existía competencia ni interés de generar lucros con la producción.

Créditos de imagen: BrainPop.com

Contenidos recomendados
Recomendado