imagen Guía de estudio

#Guía de estudio

Consejos para estudiar mejor.

Aprende a subrayar un texto

0 DE 0 VOTOS
EscuelapediaEscuelapedia

Como subrayar un texto

Si existe una técnica de estudio universal, con certeza es la de subrayar o marcar el texto mientras lo leemos. Hay personas que abusan de esta técnica y subrayan la página completa; otros no destacan apenas nada. Sea como fuera, es posible que estés usando ese recurso de manera equivocada, o dejando de aprovechar todo lo que ofrece en términos de aprendizaje y fijación de contenido.

Para empezar, lo más importante que hay que saber es que no se puede ir subrayando al azar, es decir, con la selección aleatoria de frases a destacar. Es necesario desarrollar un método basado en las ideas importantes del contenido.

La idea es que, al revisar el contenido, las partes marcadas sean suficientes para activar la memoria de todo lo estudiado. Es decir, es una conexión con todo el desarrollo mental de un concepto. Por lo tanto, las palabras subrayas, idealmente, deben tener sentido si son leídas separadamente del texto. Así, tu trabajo a la hora de revisar a ser menor, facilitando la posibilidad de hacer un esquema o un resumen propio después.

Estudiando

Cómo estudio yo. Fuente: Giphy/Slothilda.com

¿Qué hay que subrayar?

En primer lugar, para poder resaltar adecuadamente el texto, es necesario haber leído lo suficiente el texto y con suficiente atención. Lo ideal es haber repasado el contenido al menos dos o tres veces antes de subrayar, para tener idea real de cuáles son las ideas clave del texto y dónde se encuentran.

Sólo deben ser subrayadas las partes fundamentales, generalmente las que componen la idea principal del texto. Recordemos, más que palabras debemos buscar las ideas más relevantes. También es importante destacar las palabras técnicas o específicas del tema y cualquier dato que contribuya a la comprensión.

Para verificar que hemos subrayado correctamente, simplemente hacer preguntas sobre el contenido y, si las respuestas son las palabras que fueron subrayadas, es una señal de que el trabajo es correcto.

Existen varias técnicas que podemos utilizar. Veamos:

  • 1. Uso de fosforitos o bolígrafos de colores para destacar informaciones de importancia diferente. Por ejemplo, usar el amarillo para subrayar las ideas principales, el azul para las complementarias y el verde para detalles, datos y números importantes.
  • 2. También podemos utilizar cuadros o círculos para resaltar las ideas más importantes. Simplemente explorar las frases o palabras relevantes. Otra idea es poner líneas verticales próximas a la parte importante del texto para reforzar ese fragmento.
  • 3. Utilizar las flechas para conectar las partes que se complementan entre sí. Podemos conectar datos, ideas y párrafos que se complementan, facilitando en el momento de la revisión.
  • 4. Si hay puntos que necesitan ser revisados o preguntados al profesor o compañero, marca con color diferente o coloca exclamaciones (¡!) alrededor, para recordar consultar esas dudas.

Después de acentuar y resaltar todo el texto, hagamos (de memoria) una lista de las cinco principales ideas, en orden, sobre el contenido, y a continuación de las dudas que necesitan ser tomadas. Posteriormente, repasa todo solo o en compañía para comprobar que el contenido ha sido asimilado.

Otros artículos en el blog
Contenidos recomendados