Avisos google

Biblia

Biblia

En su significado original, el término Biblia proviene de la palabra griega ‘biblos’ que significa ‘papel, papiro, papel’ y puede ser utilizado para cualquier conjunto de textos sagrados que contienen las enseñanzas fundamentales de cualquier religión. Sin embargo, el uso de este término también se ha utilizado para designar el texto principal adoptado por las religiones cristianas y judías. Conteniendo sesenta y seis obras, la Biblia es considerada como una de las publicaciones más vendidas alrededor del mundo.

Estos libros están organizados en dos partes bien diferenciadas: Antiguo Testamento, también conocido como las ‘Escrituras Hebreas’ y adoptado por los practicantes del judaísmo y del cristianismo; y el Nuevo Testamento o ‘Escrituras Griegas’, que agrupa los textos escritos por los apóstoles que siguieron a Jesucristo en el siglo I. Los judíos no reconocen esa parte final de la Biblia y solamente los cristianos la consideran de fundamental importancia para la elaboración de sus principios religiosos.

En el campo de la práctica religiosa judeo-cristiana, la lectura de la Biblia tiene una función principal en el conocimiento de las pautas y los valores de ambas denominaciones. El valor asignado a la Santa Biblia es debido a la creencia de que sus narraciones habrían sido inspiradas directamente por Dios a los hombres. Por tal motivo, a pesar de varias divergencias interpretativas, la Biblia toma una función esencialmente adoctrinador y quedó siendo conocida como la ‘palabra de Dios’.

Investigaciones históricas señalan que la elaboración del texto bíblico probablemente se llevó a cabo en el período comprendido entre 1200 y 1100 a.C. En ese momento, los logros de los primeros patriarcas hebreos y el desarrollo de la civilización hebraica fueron temas centrales de las primeras páginas del texto bíblico. Antes de este período, la indefinición de la escritura entre los hebreos estableció el desarrollo de una tradición oral transmitida por varias generaciones.

Las primeras versiones escritas de la Biblia han surgido durante el gobierno del rey David (1025-985 a.C.) y se desarrollaron gracias a la labor de los escribas que llevaron a cabo la tarea de reproducir múltiples copias del texto bíblico. Alrededor del siglo VIII a.C., la aparición de los profetas trajo otra característica a la creación de los otros textos bíblicos. La conversación de lo que era enunciado por esos líderes religiosos ganaba un registro escrito a través del trabajo de recolección y conservación de los discípulos.

Alrededor del siglo II a.C., prácticamente todos los libros que componen el Antiguo Testamento se hicieron correctamente. Unos años después de la muerte de Jesucristo, la propagación de la religión cristiana traía la necesidad de preservar y copiar los informes entregados por los discípulos y a otros seguidores que hablaron sobre el tiempo en que Cristo vivió. De esa forma, serían elaborados los Evangelios que fueron seguidos por otras obras que compondrían el Nuevo Testamento.

Incluso siendo una de las obras más conocidas mundialmente, con una impresión media de 20 millones de copias al año, debemos señalar que algunos críticos plantean el hecho de que también se trata de uno de los best-sellers menos leídos alrededor del mundo. Además, los judíos y las diversas denominaciones cristianas emplean el uso de versiones diferentes de la Biblia que generalmente se distinguen por el número de libros utilizados.

A pesar de tener un carácter esencialmente religioso, la Biblia no debe ser simplemente ignorada para el desarrollo de estudios científicos. Para la historia, tomando las limitaciones necesarias a la lectura de cualquier fuente documental, ese conjunto de textos ofrece una rica fuente de comprensión de los hebreos, del pensamiento filosófico antiguo y otras poblaciones que habitaron la región de Oriente Medio en la Antigüedad.

Otras materias disponibles
Contenidos recomendados
Recomendado